Informa: Maria Gómez El pasado viernes, agentes policiales detuvieron a un vecino de Aranda, de 50 años de edad, por un presunto delito de apropiación indebida. Los hechos fueron denunciados en la Comisaría de Burgos, cuando un ciudadano interpuso una denuncia contra un amigo al que le había dejado su vehículo durante unos siete meses,